En los salones de la Funeraria Alerce:

Asi lo manifestó Cristian Chandia, dueño de la Funeraria Alerce, quien ofrecio los servicios fúnebres a la familia, para realizar el velatorio y sepultación desde sus salones, ubicados en Avenida Los Alerces. Este sábado se inicio un Velatorio simbolico con la familia a las 21:30 hrs, con una acto litúrgico encabezado por el Parroco de Alerce, cuando un grupo de unas 25 personas comenzaron a gritar e insultar a los asistentes, desde la reja del recinto; esto provoco que por mas de dos horas los asistentes estuvieran encerrados hasta que apareció Carabineros, quienes evacuaron el sector; acto seguido este grupo apedreo, tanto a la Funeraria como la casa del dueño del inmueble, lo cual provoco gran temor a sus hijos de 7 y 12 años, además de su esposa.

Cristian Chandia, hoy con mucha frustración y dolor por lo sufrido anoche, dijo que “esta mañana entablare una denuncia y luego una querella contra quienes resulten responsables del amedrentamiento y ataque a la Funeraria y a mi  familia. La única persona que identifique fue una señora morena alta que alguna vez ayude cuando ella era dirigente de la Villa Fe y Esperanza”.

“Entiendo y me sumo al dolor de todo Alerce por lo ocurrido a Sofia, pero no podemos violentar los derechos de los demás niños ni sus familias en pos de una justicia que todos pedimos sea ejemplar en su sentencia; lo que debo decir es que la gran mayoría de la gente que paso en Caravana tuvo un comportamiento respetuoso y ejemplar dándole el pésame a la familia y luego retirándose del lugar , pero no sucedió lo mismo con este grupo que se quedo a insultar y amenazar a gritos, a quienes queríamos mantener la seguridad de la familia de Sofia”.

“Frente a este hecho  de este grupo de personas, a quienes espero que la justicia y la investigación identifique y se hagan responsables de sus actos, no puedo seguir arriesgando a mis dos niños y mi esposa, asi que he determinado suspender los servicios funerarios por ahora”.